sáb. Jun 22nd, 2024

Buenos Aires, 10 de junio de 2024.- La Federación Argentina de Entidades Empresarias
del Autotransporte de Cargas (FADEEAC) expresa su profunda preocupación por el
proyecto para modificar el cálculo de los intereses en las indemnizaciones laborales en la provincia de Buenos Aires, aprobado por la Cámara de Diputados de la provincia, y pide una urgente revisión del mismo.
“Además de ser inconstitucional, por ser materia del Congreso nacional legislar sobre
este tema, si el Senado validara ese cambio, miles de pymes verían amenazada su
existencia”, advirtió Roberto Guarnieri, Presidente de FADEEAC.
Para tener una idea del impacto del proyecto que modifica el Artículo 48 de la ley de
Procedimiento Laboral 11.653 sustituyendo en los juicios laborales la tasa pasiva que se
aplica para calcular los intereses al monto indemnizatorio por la del Coeficiente de
Estabilización de Referencia (CER) y agregando una carga del 6%, basta un sencillo
ejercicio (se adjunta infografía con el ejemplo).
En el caso de una sentencia en la que el valor de la condena indemnizatoria fuera de dos millones de pesos, los nueve millones que actualmente debería pagar un empleador
(aplicando la tasa pasiva de 40%, y el acumulado de la misma entre enero y mayo de este año) se transformarían en casi 31 millones de pesos.
“Como Federación que nuclea al 80% de las pymes transportistas de la Argentina,
solicitamos que se reconsidere ese proyecto y se abra un espacio de diálogo amplio y
participativo que permita desarrollar una legislación que verdaderamente beneficie a
todos los sectores involucrados, promoviendo un mercado laboral justo y equilibrado”,
dijo Guarnieri.
FADEEAC hizo llegar ese pedido de manera formal a diferentes autoridades provinciales e instó a los legisladores bonaerenses para que activen propuestas alternativas -como
incentivos fiscales para la creación de empleo formal o programas de capacitación
laboral-, que definitivamente resultan más efectivas y eficientes para fomentar la
generación de empleo de calidad.
“Más que volver sobre las mismas (y viejas) recetas, necesitamos que se ponga el foco en la instrumentación de incentivos reales para que las empresas puedan generar empleo, teniendo en claro que sin empresas no hay trabajo y sin trabajo, no hay indemnización posible. Por este camino sólo se consigue hostigar a quienes con un enorme esfuerzo sostienen la actividad y los puestos de trabajo actuales, en medio de un complejo contexto económico recesivo y de caída de la actividad”, concluyó Guarnieri

Compartí:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido!